Memória das vítimas do Holocausto

“Tenemos que dejar de hacer la vista gorda a las señales de advertencia de graves violaciónes de los derechos humanos cuando y donde aparecen. Eso, por lo menos, lo que podemos hacer para honrar a todos esos millones asesinados en masa por los demás seres humanos, que intentaron justificar los crímenes de guerra, crímenes de lesa humanidad y el genocidio con filosofías y propaganda política de odio inspirado. También debemos ser conscientes de que las semillas del odio tan a menudo se siembran en tiempos de paz como en tiempos de guerra “. 

Veja o pronunciamento completo da Alta Comissária para os Direitos Humanos das Nações Unidas Navy Pillay pelo Dia Internacional da Memória das vítimas do Holocausto

***

Veja também a Web da UNESCO

Educación relativa al Holocausto

La enseñanza y el aprendizaje acerca del Holocausto ponen de relieve algunos aspectos fundamentales de la misión de la UNESCO, consistente en construir la paz y fomentar los derechos humanos. La UNESCO trabaja con los Estados Miembros de la Organización en un esfuerzo para crear programas educativos que permitan enseñar a las nuevas generaciones las lecciones del Holocausto, y para evitar que se produzcan nuevos genocidios en el futuro, de conformidad con la Resolución 60/7 de la Asamblea General de las Naciones Unidas y la Resolución 61 de la Conferencia General de la UNESCO relativas a la conmemoración del Holocausto.

***

El 27 de enero se conmemora un nuevo aniversario de la liberación del campo de concentración y exterminio nazi de Auschwitz-Birkenau, realizada por las tropas soviéticas en 1945. Esta fecha fue elegida por la Asamblea General de las Naciones Unidas para celebrar el Día Internacional de Conmemoración en memoria de las víctimas del Holocausto.

El Holocausto marcó un momento decisivo en la historia de la humanidad. Durante la Segunda Guerra Mundial, el régimen nazi y sus colaboradores exterminaron sistemáticamente a unos seis millones de judíos -hombres, mujeres y niños- en un programa de destrucción de todas las comunidades judías del continente europeo que cayeron bajo su dominio. La Alemania nazi, motivada por una ideología esencialmente racista, también persiguió y asesinó a millones de personas de otros grupos (a gitanos, algunos pueblos eslavos y a discapacitados) al considerarlos miembros de “razas inferiores”, así como a otras personas, por motivos políticos, ideológicos o de conducta.